Fantasy Realms

Fantasy Realms

noviembre 30, 2019 2 Por zoki666

Nuestro reino cuenta con maravillas y gente más que válida, criaturas mágicas, artefactos poderosos, territorios majestuosos… Todos estos elementos constituirán lo que es el reino que gobernamos y deberemos medirlo ante otros reinos que rigen otros jugadores, pues sólo uno de ellos será el mejor.

Looping Games nos trae este filler tan curioso y sencillo, donde a base de subir y bajar unas pocas cartas, intentaremos hacernos con una mano que nos otorgue la mayor cantidad de puntos posible a base de combos.

Portada de la cajita.
  • Nº jugadores: 2 a 6
  • Edad recomendada: 14+
  • Año de publicación: 2019
  • Editorial: Looping Games
  • Autor: Bruce Glassco
  • Artista: Octographics
  • Idioma: español
  • Independencia del idioma salvo reglamento: No
  • Ficha en la BGG

¿CÓMO SE JUEGA?

La preparación de la partida es tan sencilla como barajar el mazo y repartir 7 cartas a cada jugador. El mazo lo dejaremos en el centro, accesible a todos los jugadores y junto a éste se reservará un espacio para situar las cartas que se descarten, siempre bocarriba. La partida concluirá cuando en la zona de descarte haya 10 cartas.

A la hora de jugar se realizarán turnos consecutivos donde el jugador activo podrá hacer una de estas dos opciones:

  • Robar una carta del mazo y descartarse de una carta de su mano.
  • Robar una carta de la zona de descarte y descartarse una carta de su mano.
Este juego ocupa muy poco espacio en mesa. Se puede jugar sobre sobre superficies muy pequeñas.

Como se ve, el mecanismo del juego es increíblemente sencillo y las cartas no son tampoco muy complejas. En ellas se indicará la siguiente información:

  • Nombre (título superior).
  • Tipo (característica lateral): lo conforma una palabra que se asocia con un color. Hay 10 tipos diferentes.
  • Fuerza base (cifra superior izquierda): un valor numérico. La suma de estos valores es lo que determina al jugador ganador.
  • Bonus o penalización (texto central de la carta): estos bonus y penalizaciones se dan en concretas circunstancias. Es la clave del juego buscar o evitar estas situaciones, ya que conseguiremos aumentar nuestra puntuación final notablemente.

Esta es la explicación juego. Cuando se acabe la partida, se contará la fuerza base (teniendo en cuenta los bonus y penalizaciones de las cartas) y el que más tenga, será el ganador. Para facilitarnos la tarea de contar puntos, existe una genial aplicación oficial gratuita llamada WizKids Games Companion que realizará el trabajo por nosotros.

Mano de 253 puntos contra la que perdí de forma humillante.

En el manual, se explican dos variantes de juego adicionales (y añado una fanmade):

VARIANTE: Reinos a dos jugadores

Esta es una variante aplicable a partidas a dos jugadores. Realmente, no hay razón alguna para no poder aplicarla a partidas a más jugadores. La idea es similar a la partida normal salvo porque los jugadores no comienzan con 7 cartas. En vez de ello, hasta que tengan 7 cartas en la mano, podrán hacer una de las siguiente acciones:

  • Robar 2 cartas del mazo y descartar 1 de ellas.
  • Robar 1 carta del descarte.

Cuando un jugador consigue una mano de 7 cartas, las acciones a poder realizar son las habituales del juego base. La partida termina cuando los jugadores tengan 7 cartas en la mano y haya al menos 12 cartas en la zona de descarte.

Un mazo y una zona de descartes es todo lo que hace falta para jugar.
VARIANTE: Reinos del Caos DE 3 a 7 jugadores

En esta variante el juego cambia radicalmente. Pasa de tener las mecánicas explicadas a ser un juego casi social. Los jugadores comenzarán con 7 cartas en la mano y no habrá un mazo central ni zona de descarte. En vez de eso, se usará un cronómetro para gestionar una cantidad estipulada de tiempo. Cuando ese tiempo pase, se acaba la partida y habrá que contar los puntos. Mientras el cronómetro llega a su fin, cada jugador podrá intercambiar libremente una carta por otra con cualquier otro jugador, siempre que ambos estén conformes.

El cambiaformas ayuda a hacer combos molones.
VARIANTE: SOLITARIO (NO OFICIAL)

Existe una variante en solitario, pero no en el manual, sino en al BGG. La ha ideado el usuario Dana Olson, aunque podréis encontrar otras muchas variantes ideadas por otros aficionados. En ella nos enfrentaremos a un mazo que se autoconstruirá con ciertas ventajas con respecto a nosotros, para así suponer un reto ganarle.

Preparación:

  • Retira la carta Runa Protectora de la baraja y dáselo al oponente ficticio, bocabajo.
  • Opcional para subir la dificultad: retira el Doppelganger de la baraja y dáselo al oponente ficticio, bocabajo.
  • Baraja el resto del mazo. No comiences con ninguna carta en tu mano.
  • Pon una carta en la zona de descarte.
Esta carta se la agencia el oponente ficticio sí o sí.

Las acciones de los turnos:

  • En tu turno puedes robar una carta del mazo o del descarte. Si tienes 8 cartas, descarta una.
  • Al final del turno, pasamos a gestionar al oponente ficticio. Si hay cartas con fuerza base 10 o más en el área de descarte, el oponente ficticio toma la más alta. Si no hay ninguna, roba una carta del mazo. Si la fuerza base es 10 o más, el oponente ficticio la toma. De lo contrario, descártala y roba una nueva carta del mazo y dásela al oponente ficticio, dejándola bocabajo, sin mirarla. Se deben mantener las cartas del oponente ficticio siempre bocabajo.
  • Repite hasta que tengas 7 cartas en la mano y al menos 10 cartas en la pila de descarte (es indiferente la cantidad de cartas del oponente ficticio).

Puntuación:

  • Mirando sólo la fuerza base de las cartas que el oponente ficticio tomó, mantén las 7 cartas más altas, así como la Runa Protectora (y el Doppelganger si lo tuviese desde la preparación de la partida). Puntúa esas cartas con normalidad (se aplicarán las bonificaciones, pero las penalizaciones no, gracias a la Runa Protectora).
  • Puntúa tus cartas como es habitual.
Calcular la puntuación con la aplicación es gloria bendita. Otra cosa es mi puntuación que da asco.

LOS COMPONENTES

El juego se presenta en un caja de tamaño reducido, pero que pese a todo contiene bastante aire. El juego no es más que un mazo de 54 cartas. El resto de componentes son las instrucciones y un cuadernillo para anotar las puntuaciones (en caso de usar la aplicación, no necesitarás el cuadernillo).

Con sólo unas cartas, este juego hace magia.

Las cartas son de una calidad normal, nada de efecto lino ni florituras de ningún tipo. Pero la verdad es que no le hace falta, ya que esto es un filler para jugar en un momento rápido, no para admirar durante horas en la mesa. Las ilustraciones, sin llegar a maravillar, cumplen con su cometido, ambientan bien y representan de manera adecuada lo que indica la carta. El texto en las cartas tiene un tamaño adecuado y se entiende perfectamente lo que se expresa.

La aplicación es tan genial como el juego (¡y es gratis!).

El manual es pequeño, pues no tiene nada de complejidad el juego, y se comprende perfectamente. Viene acompañado de ejemplos y dudas resueltas, que facilitarán la tarea al máximo.

VALORACIÓN

Fantasy Realms es un juego muy sencillo, pero que engancha. En cada partida intentas mejorar tu puntuación, logrando combos mejores que los anteriores. El juego premiará a aquellos que sepan elegir las mejores combinaciones, pero hay que reconocer que la suerte es un factor también muy importante. Por mucho que hagas la mejor combinación posible con las cartas que has tenido disponible, si otro jugador hiciese lo propio, ganaría el que haya tenido más suerte con las cartas que haya ido obteniendo. De todas formas, las combinaciones son muy numerosas, por lo que obtener una puntuación sobresaliente, siempre será un reto.

Ejemplo de combo:la Montaña gana 50 de fuerza base.

En cuanto a la interacción, podemos ver que existe de forma indirecta, muy ligera. Ésta sólo está presente en la zona de descartes, ya que la carta que dejes ahí, podrá cogerla un rival. Entonces, puede ser interesante conservar alguna carta que no te vaya muy bien, pero que sabes que a un oponente puede darle la victoria por el enorme combo que conseguiría hacer. A parte de este detalle, el juego se desarrolla jugando solo contigo mismo, pero rodeado de otros jugadores.

Aunque las partidas se juegan en 10 minutos (bueno, depende de la cantidad de jugadores y lo rápidos que sean, ya que existe entreturno), contar los puntos al final de la partida lleva otro buen rato. Por eso, recomiendo encarecidamente el uso de la aplicación, que funciona genial y es muy amigable de usar.

Otro combo: el Unicornio gana 30 de fuerza base.

Por la diversión que me está dando este pequeño juego, no puedo hacer otra cosa que no sea recomendarlo encarecidamente. Debido a su portabilidad (un mazo de cartas) os sacará de un apuro en más de una ocasión y lo podréis jugar perfectamente tanto a 2 como a 6, pues nada cambia en su mecánica, que es tan sencilla que cualquiera podrá jugarlo (creo que la edad recomendada de 14+ está algo inflada y con menos años se podría disfrutar también de él sin problema, siempre según mi parecer). Con este juego no hay excusa para poner el mazo en la mesa y tentar a la suerte para hacer combos.

Difunde la palabra: